las-mujeres-nos-paramos-y-luchamos-por-la-vida-con-dignidad-01.jpg

Las mujeres nos paramos y luchamos por la vida con dignidad

Son días en que los poderes quieren dividir y seguir sembrando miseria y desolación en los territorios, en las diferentes comunidades a nivel mundial, sin embargo, hay pueblos dignos que se resisten y luchan por la vida y la dignidad, dentro de estos pueblos hay que resaltar el gran aporte que hacen las mujeres en jalonar y ponerle el pecho a las resistencias.

las-mujeres-nos-paramos-y-luchamos-por-la-vida-con-dignidad-01.jpg



Hoy muchas de las mujeres indígenas del Abya Yala, mujeres afros y de sectores sociales nos encontramos en el Norte del Cauca en territorio de la Cxhab Wala Kiwe (territorio del gran pueblo) en la Yat Wala (casa grande)en el segundo encuentro internacional de mujeres indígenas, en una juntanza de mujeres, en un momento vital para el encuentro, de conocernos, escucharnos y seguir tejiéndonos, hoy sabemos que son muchas las desarmonías que tenemos, somos conscientes de ello, el dolor lo sentimos y padecemos en nuestras cotidianidades, por eso es tan necesario seguir a pesar de las dificultades.

Dentro de nuestra sangre esta la esencia de nuestras ancestras, la cacica Gaitana, Mandiguagua y Guayamisa ellas nos dicen que no nos arrodillemos que si es de morir es preferible hacerlo con dignidad, como mujeres sentimos miedo, pero a pesar de ello seguimos firmes, si no luchamos nosotras que les vamos a dejar a nuestros hijos e hijas.

El segundo día del encuentro internacional de mujeres nos ha permitido escuchar a mujeres de varios territorios, ellas nos cuentan sus historias, vidas y allí entendemos que no es difícil seguir luchando por que el cambio empieza desde nosotras.

Escuchemos a la Mayora Nasa Blanca Andrade que nos hace una bonita reflexión en este encuentro.

Escuchemos a la compañera Aida Quilcue Consejera de derechos humanos de la organización nacional indígena de Colombia quien nos habla del contexto y como debemos hacer las resistencias nosotras.



Por: Tejido de comunicación para la verdad y la vida

Powered by